El Enano Saltarín

Si no te suena el nombre de “El enano saltarín”, seguramente te es más familiar el nombre de Rumpelstiltskin, el duendecillo que aparece en este cuento de hadas de los Hermanos Grimm.

Convertir la paja en oro es una tarea imposible para casi cualquier persona pero, cuando la hija de un molinero es forzada a hacerlo, recurre a la magia del enano saltarín para lograrlo. El pequeño duende resulta ser malvado y la pobre joven (ahora convertida en reina) deberá descifrar el enigma de su nombre para salir airosa de la situación. Esta es la trama de la historia incorporada a la colección de “Cuentos de la infancia y el hogar” publicada por Jacob y Wilhelm Grimm en 1812.

Alrededor del mundo, este cuento ha recibido muchos nombres como: Rumpelstizchen en alemán, Grigrigredinmenufretin en francés, Tom Tit Tot en inglés, además de muchos otros en español: Barabay, Ruidoquedito, Rompeltisquillo, y Tremolino.

Como la mayoría de los cuentos infantiles, “El enano saltarín” ha dado origen a películas, obras de teatro, series de televisión, comics, y hasta ha servido como inspiración para personajes de otros libros como el antagonista del “Psicoanalista”, una novela de suspenso escrita por John Katzenbach.

También existen tantas interpretaciones de este duendecillo como versiones, mientras que en algunas películas infantiles lo vemos con aires cómicos y hasta tiernos, en otras como la cinta “Leprechaun, la noche del duende” del cineasta Mark Jones, aparece como una criatura realmente aterradora, tú, ¿con cuál te quedas?