Enriquece su vocabulario a través de la lectura

La lectura ayuda a muchísimas cosas, sobre todo al principio, cuando conocer las letras y palabras es básico para que los niños puedan expresar lo que piensan y sienten, y de esa manera se puedan relacionar con el mundo exterior.

Tomando en cuenta esto, resulta importantísimo ayudarles a ampliar su vocabulario y ¿qué mejor que hacerlo a través de la lectura?, ¡prueba con estas actividades!

  • Una y otra y otra vez…

¿A tu hijo le encanta que le leas un cuento una y otra vez?, ¿nunca se aburre de escuchar la misma historia?, ¡perfecto!, la repetición es una excelente forma de estimular la memoria, aprender nuevas palabras y apoyar el proceso de alfabetización. Aprovecha esta oportunidad para darle gusto y al mismo tiempo ayudar a que identifique palabras y frases que espontáneamente utilizará en la vida cotidiana.

  • De aquí para allá y de allá para acá

Leer por turnos es una de las mejores actividades para que los niños aprendan a identificar e interpretar sonidos, letras y palabras. Primero asimilan las palabras cuando ellos leen y después refuerzan el significado cuando las escuchan en voz de alguien más. Además, como dejar pasar la oportunidad de practicar con ellos el escuchar… una habilidad que les servirá toda la vida.

  • Dígalo con títeres

Para ayudar a que tu hijo imagine y le de forma al conjunto de letras que aparecen en las historias que lee (o que le lees), los títeres son una gran opción. Hacer una pequeña “obra de teatro” que ejemplifique las  palabras dentro de una historia es ideal para ampliar su vocabulario. Conforme tu hijo vaya creciendo puedes ir subiendo el nivel de complejidad en el lenguaje de sus libros.

  • Cuéntame una historia

Este es un juego muy simple: haz tarjetas con distintas palabras y pide a tu hijo que escoja 1 y después la utilice dentro de una historia inventada. De esta forma te aseguras de que entiende el significado de la palabra y las distintas situaciones en que puede emplearla. Este juego lo puedes llevar contigo a todas partes, y utilizarlo la próxima vez que tengan que esperar en algún lado… te sorprenderá la cantidad de palabras que tu hijo puede aprender, retener y utilizar.