5 Tips para Leer Cuentos en Voz Alta

No hay que ser cuenta-cuentos profesional, ni tener voz de locutor para leer en voz alta. Pero si hay algunos trucos que te pueden ayudar a crear un ambiente especial y despertar la curiosidad de los niños. Síguelos y verás como la hora del cuento se volverá uno de sus momentos favoritos.

  • Una historia se compone un poco de palabras y otro tanto de tono de voz y de la entonación con la que la lees. No olvides que la lectura en voz alta es como un espectáculo en el que hay que mantener entretenido al público. Darle voces diferentes a cada personaje y hacer distintos tonos según las escenas te ayudará a lograrlo.
  • ¡Ponle entusiasmo! Recuerda que se enseña con el ejemplo. Si tu hijo ve que leer es una actividad que te gusta, será más fácil que él también adquiera el hábito. Escoge libros que te gusten y demostrar emoción vendrá de forma natural.
  • En cada pausa, haz contacto visual con tu hijo, es una buena técnica para transmitir cercanía y crear un vínculo especial entre ustedes. Además, al hacerlo, se dará cuenta cuánto disfrutas pasar tiempo con él.
  • Cuida la postura. Aunque es importante que al leer estés cómoda, también es importante que la posición en la que te encuentres te permita tomar suficiente aire para que la voz salga con potencia. Intenta relajar los hombros y cuello, y poner la cabeza derecha.
  • Si el libro tiene dibujos, permite que tu hijo los vea a medida que vas narrando la historia, esto le dará una pauta para dejar volar la imaginación.

Ahora sí, ¡a leer a todo pulmón!